Coca de brioche con crema y piñones

IMG_8909 (1)

Preparados para recibir la noche más corta del año?? Aiiiiii yo sí…. Es una noche tan mágica y misteriosa que me encanta!! Hoy se celebra la verbena de San Juan también conocida como Noche del Fuego y en la que es tradición realizar numerosos rituales. De entre los más populares y que a mí particularmente es el que más me gusta, es el de bañarse en el mar justo cuando se cumple la media noche y a la luz de la luna (un fastidio si está nublado 😦 ) Se considera que a esa hora el agua tiene poderes curativos, proporciona salud, bienestar y según las antiguas creencias ayuda a conservarse guap@ durante el resto del año.  Pues venga va, que no se diga y todo el mundo al agua!!! 🙂 Y os digo una cosa, el mar por la noche tiene una temperatura genial para bañarse, lo sé porque lo he probado, eso sí, siempre con luna llena, porque yo…. meterme en el mar en plena oscuridad de la noche….. ni se me ocurre, uffffff…. me aterroriza.

Otro ritual consiste en saltar las hogueras hasta nueve veces. Por lo visto el fuego es elemento purificador y ahuyenta la mala suerte. Este también interesa, dónde hay que firmar que salto!! 😉  muy valiente soy yo……

De lo que no hay duda es de que es una noche en la que la diversión esta asegurada, con cena al aire libre, música, fuegos artificiales….Y si algo no puede faltar es la coca de San Juan. Este año os traigo la típica de brioche. La vamos a hacer con masa madre. Siiiiii….. lo sé…. cuando leemos una receta que se prepara con masa madre enseguida la descartamos, nos da la sensación de que es algo complicado. Pero y si os digo que ésta le aporta un sabor increíble a la coca y, lo mejor, que se va a conservar por más tiempo tierna…. qué me decís? Os convence la idea? Pues venga, sin miedo que lo único que nos va a llevar es media hora más de tiempo. 

Ingredientes para la masa madre:

100 g harina de fuerza

20 g levadura panadero

60 ml agua templada

Ingredientes para la coca:

350 g harina

60 g mantequilla a temperatura ambiente

8 g sal

2 huevos “XL”

25 g levadura panadero

60 g azúcar

85 ml leche

ralladura de limón

piñones

Para la crema pastelera:

500 ml  leche entera

4 yemas 

100 g azúcar

40 g harina de maíz

1 rama de canela

1 cta esencia de  vainilla 

corteza de un limón

Lo primero que vamos a preparar es la masa madre. Para ello en un cuenco vamos a mezclar el agua templada junto con la levadura desmenuzada y añadimos la harina de golpe (sin tamizar).  Amasamos sólo hasta que la masa sea homogénea y se separe de las paredes. Lo podemos hacer tanto con amasadora como a mano. Tapamos con un trapo y dejamos reposar unos 45’ para que aumente de volumen.

IMG_8841 (1)

Mientas, vamos a aprovechar para preparar la crema pastelera. Para ello pondremos a infusionar la mitad de la leche con la corteza de limón y la rama de canela durante un par de minutos al fuego medio.  Colamos y reservamos. A parte, diluimos la harina de maíz en la leche fría.  Por otro lado batimos las yemas con el azúcar y la esencia de vainilla. Mezclamos ahora todo y lo llevamos a fuego medio hasta que espese, sin dejar de remover para que no se agarre al fondo. Vertemos en un recipiente y cubrimos con papel film a piel para que no forme costra.

Continuamos con la coca. Una vez ha pasado el tiempo de fermentación de la masa madre,  la vamos a mezclar con la leche, los huevos enteros, el azúcar, la ralladura de limón y la sal.  Amasamos un minutos hasta que se integren los ingredientes. Seguidamente añadimos la harina tamizada y amasamos durante unos 10 minutos (si lo hacéis a mano el tiempo de amasado será el doble). Añadimos la mantequilla a temperatura ambiente y la levadura troceada y amasamos otros 10 minutos.

Volcamos la masa sobre la superficie de trabajo untada con aceite y la trabajamos a mano un par de minutos. Hacemos una bola y la dejamos reposar 10 minutos  tapada con un paño. 

A continuación estiramos la coca con un rodillo engrasado y la colocamos sobre el papel de horno para acabar de darle forma con las manos. La dejamos fermentar de nuevo durante 1 hora en lugar alejado de corrientes de aire, por ejemplo,  metida en el horno apagado. Pasada la hora, nos untamos de aceite las manos, vamos haciendo unos surcos como podéis ver en la fotografía.

Rellenamos una manga pastelera con la crema, con o sin boquilla, es indiferente. Dejaremos fermentar de nuevo en el horno apagado durante ¼ h (sé que es pesado pero hay pasos que hay que respetar para que nos quede un brioche riquísimo). Espolvoreamos el azúcar y esparcimos los piñones por toda la coca. Un truco infalible para que los piñones no se quemen durante el horneado es haberlos dejado en agua un rato antes y secarlos con un paño de cocina antes de distribuirlos por la coca.

Precalentamos el horno a 200ºC con calor arriba y abajo.  Y ahora sí….por fiiiin….. horneamos la coca en la parte media-baja durante 25 minutos.

IMG_8880 (1)

Creo que me van a tener que atar las manos porque no me veo capaz de esperar para probarla.

IMG_8882 (3)

La tradición dice que la coca ha de comerse al aire libre, así que ya sabéis…. 

Que disfrutéis de esta noche tan mágica!!   😉

Ali

 

 

 

.

 

 

 

 

2 comentarios sobre “Coca de brioche con crema y piñones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s